Roger Hodgson: “Hacer un concierto es como un viaje a través de mi vida”

  • El ex líder de Supertramp actuará este viernes 26 de julio en el Anexo del Estadio Gran Canaria (21.30 horas)
  • Todavía se pueden adquirir las últimas 300 entradas a la venta en los portales mastaquilla.es y en El Corte Inglés

Cantante, compositor, guitarra y teclista, Roger Hodgson celebra este año el 40º aniversario de la publicación de su disco más vendido, Breakfast in America (18 millones de copias), el penúltimo que grabó con la que ha sido su única banda, Supertramp. Y este viernes 26 de julio esa gira, con lo mejor de su amplio y reconocido repertorio, llegará al Anexo del Estadio de Gran Canaria, a partir de las 21.30 horas

Hodgson llega a Gran Canaria después de haber agotado las entradas de su concierto en Madrid, dentro del ciclo Las Noches del Botánico, al igual que sucedió en Barcelona en el Festival Jardines de Pedralbes. Para el concierto de este viernes en Gran Canaria, las entradas están a punto de agotarse, quedan escasamente 300 entradas a la venta en los portales de www.mastaquilla.es y en El Corte Inglés. El cambio de localización (en un principio estaba previsto en el Gran Canaria Arena) respetará la distribución inicial y la ubicación de las entradas ya adquiridas, con la colocación de una grada frontal. Las gradas laterales se ubicarán en sillas, mejorando sensiblemente la acústica.

 “Nunca me canso de cantarlas, lo cual es un milagro, y la gente puede sentir eso. Cuando toco esos primeros acordes, traen una sonrisa al instante a la cara de las personas”.

A sus 69 años, Hodgson sigue consolidando su carrera con un repertorio infalible, en el que figuran las canciones más sobresalientes que escribió para Supertramp –Give a Little Bit, The Logical Song, Dreamer, Take the Long Way Home, Breakfast in America, It’s Raining Again, School, Fool’s Overture-. Hodgson asegura que ese repertorio que le acompaña no es un ejercicio de nostalgia, “siempre tocaré las canciones que la gente quiere escuchar. Nunca me canso de cantarlas, lo cual es un milagro, y la gente puede sentir eso. Cuando toco esos primeros acordes, traen una sonrisa al instante a la cara de las personas”.

Cuando le proponen elegir su canción favorita, duda y prefiere no contestar, “es como elegir quién es tu hijo favorito, no deberías tenerlo. Incluso si lo tienes, no lo puedes decir”. Para Hodgson, hacer un concierto con estas canciones “es como hacer un viaje a través de mi vida”. De hecho, recuerda que algunas de las canciones publicadas en la recta final de su participación en la banda, como Breakfast in America, “las escribí cuando tenía solo 19 años, 12 años antes de grabarlo con Supertramp”.

Roger Hodgson sigue disfrutando con las giras, con los conciertos -más de 70 este año-. En 2019 arrancó en el mes de enero en Nueva Zelanda y finalizará en Canadá, una vida que le sigue dando energía, “me encanta lo que hago, sabré cuándo es el momento de parar, pero no creo que sea pronto”. La banda que suele acompañar a Hodgson en estos últimos años está compuesta por su inseparable Aaron Mcdonald (saxofón, teclados, armónica y coros), Bryan Head (batería y voz ), Kevin Adamson (teclados y coros) y David J. Carpenter (bajo y coros).

El compositor nacido Portsmouth (Inglaterra) sigue escribiendo canciones, aunque no las graba. Su motivación para seguir escribiendo canciones la encuentra en “el clima político, vivimos un gran momento de agitación, cambio y transformación, y me sorprende que en realidad no haya más músicos que escriban sobre lo que está sucediendo en el mundo”.

BIO

Roger nació en Portsmouth (Inglaterra) y pasó la mayor parte de su infancia en una residencia de estudiantes, donde la guitarra se convirtió en su mejor amiga. A la edad de 12 años empezó a escribir canciones, y poco a poco fue aprendiendo a tocar el piano, el bajo, la batería e incluso el violonchelo. Poco después de abandonar el instituto, Roger grabó su primer disco, un single llamado Mr. Boyd, con una banda de sesiones bautizada como Argosy de la que formaba parte el pianista Reg Dwight, quien más tarde sería famoso bajo el seudónimo de Elton John. En aquella época Roger conoció a Rick Davies y entre ambos formaron el núcleo de Supertramp. Sus primeras composiciones llamaron la atención de A&M Records y en 1969 publicaron su primer disco, también llamado Supertramp. Roger tenía entonces 19 años.

Poco después de su segundo álbum, Roger y Rick comenzaron a componer por separado, aunque igual que habían hecho antes John Lennon y Paul McCartney seguirían firmando las canciones de forma conjunta. En 1973 el grupo publicó Crime of the Century, cuya canción Dreamer, escrita por Roger, se convirtió en un éxito mundial e impulsó al disco hasta lo más alto de las listas. Supertramp había emergido.

A lo largo de los ocho años siguientes, conocidos por los fans como “la época dorada”, Supertramp publicó cuatro discos de estudio que le llevó a recorrer varias veces el planeta en otras tantas extensas giras mundiales. El punto culminante de la carrera del grupo tuvo lugar con el éxito mundial del álbum Breakfast in America, que vendió 18 millones de copias. Las composiciones y la producción de Roger dieron sus frutos en tres famosos singles extraídos del disco: The logical song, Take the long way home y Breakfast in America.

Roger dejó Supertramp en 1983, después de la gigantesca gira promocional del disco Famous last words, para vivir en la naturaleza junto a su nueva familia y seguir adelante con su búsqueda espiritual. Se construyó un estudio en su casa con el fin de poder seguir trabajando mientras se dedicaba a criar a sus dos hijos pequeños. Su primer disco en solitario, In the eye of the storm, fue publicado en 1984 y se convirtió en un éxito internacional, llegando a vender más de 2 millones de copias, aunque Roger prefirió quedarse en casa con su familia en vez de salir de gira. En 1987, la misma semana que se publicaba su segundo disco (Hai hai), Roger tuvo un accidente casero y se rompió las dos muñecas. Los médicos le dijeron que no podría volver a tocar jamás, pero después de un largo período de recuperación y terapia, él les demostró que estaban equivocados.

Diez años después publicó su primer disco en directo, Rites of passage, al que siguió en 2000 un nuevo álbum de estudio, Open the door. Retrospectacle – The Supertramp Anthology, publicado en 2005, es un disco doble que contiene muchos clásicos grabados por Supertramp entre 1969 y 2005. Este recopilatorio recoge gran parte del legado de Roger, ya que compuso y cantó 14 de las 32 canciones que comprende, además de haber aportado su toque creativo a todas las demás excepto a una.

Roger ha seguido componiendo música hasta nuestros días y tiene más de 60 canciones pendientes de ser publicadas. En la actualidad actúa a veces él solo y otras acompañado de orquestas, interpretando un amplio repertorio de sus grandes éxitos con Supertramp y de su etapa en solitario. Treinta y cinco años después de componer Give a little bit, Roger fue galardonado por dicha canción, una de las más interpretadas a lo largo del año 2005 en el repertorio de la ASCAP (Sociedad Americana de Compositores, Autores y Editores). En 2007 volvió a recibir un nuevo premio de la ASCAP a raíz del gran éxito obtenido por una nueva versión de Breakfast in America.
En 2006 Roger publicó su primer DVD, grabado en directo durante una de sus actuaciones en Quebec. Take the long way home – Live in Montreal alcanzó la categoría de disco de platino en solo 7 semanas y llegó al número 1 de todas las listas de Canadá, donde ya es disco de multi-platino. El DVD fue publicado a escala mundial en septiembre de 2007, permitiendo así que esas canciones que han marcado nuestras vidas lleguen hasta todos los corazones y todos los hogares.

Si continúa navegando, acepta nuestra política de cookies    Más información
Privacidad